Gobierno supera los RD$54,000 millones financiados a la agropecuaria

0
240

El Gobierno ha financiado a los productores agropecuarios, por más de RD$54,000 millones al cierre del mes de abril,  superando en RD$10,000 millones las proyecciones para los cuatro años de la presente gestión del Presidente Danilo Medina.

Todo esto ha sido posible a través del Banco Agrícola de la República Dominicana, que con  el comportamiento de las operaciones a favor de los productores y el campo dominicano, alcanzará el monto de los RD$60,000 millones facilitados al sector rural, al concluir el actual periodo de gobierno.

Sector agrícola, pecuario y microempresas
Del total de RD$54,096.3 millones financiados hasta la fecha, RD$36,789.0 corresponden al sector agrícola, RD$11,309.8 a la pecuaria, RD$1,542.2 a consumo y RD$4,455.3 a micro empresas.

Seguridad alimentaria
El Presidente Danilo Medina Sánchez,  al llegar al poder en el año 2012 prometió hacer del crédito un derecho, y que al final de su gobierno el problema del financiamiento agropecuario estaría resuelto.

Su meta era dedicar RD$44,000.00 millones a financiar la agropecuaria a través del Banco Agrícola, para garantizar la seguridad alimentaria, sin incluir los créditos otorgados por el Fondo Especial de Desarrollo Agropecuario (FEDA) y la Fundación BANRESERVAS.

Disminuye morosidad
La proyección para el cierre del primer mandato del Presidente Medina, el 16 de agosto, es que el BAGRICOLA llegará a los RD$60,000.00 millones financiados, sobrepasando lo prometido en RD$16,000.00 millones.

La cartera de préstamos encontrada por Medina en el 2012 fue de  RD$6,447.8 millones, con una participación de 25% en la cartera agropecuaria de la banca nacional, que ha venido incrementándose en la presente administración de gobierno hasta situarse en RD$18,707 millones.

Al mismo tiempo, se ha disminuido la morosidad de manera significativa, situándose de 35.6% en que fue encontrada, a 7.63% en la actualidad, para confirmar el excelente desempeño de los productores agropecuarios cuando son debidamente estimulados, y apoyados con financiamientos oportunos a tasas justas,  para asegurarle la rentabilidad de su trabajo y el abastecimiento a la población con alimentos de calidad a precios estables y adecuados.

Dejar respuesta