Prisión preventiva miembros fundación por uso documentos falsos

0
18

Santo Domingo.- El juez de Atención Permanente del Distrito Nacional, José Alejandro Vargas, impuso tres meses de prisión preventiva como coerción contra tres de los seis imputados acusados de uso de documentos falsos, en perjuicio de 19 estudiantes que aspiraban participar en el Modelo de las Naciones Unidas.

Tanto Jorge Luis Taveras, presidente de la Fundación Líderes del Futuro (Funlifu); Gelmis Rivera, miembro y Yimi Zapata, presidente de la Federación Dominicana de Estudiantes (FED) y también secretario de la fundación, deberán cumplir la pena en el Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo.

El magistrado también impuso medida consistente en garantía económica, presentación periódica e impedimento de salida contra Luis Alcides Báez, regidor de Baní; Luis Armando Cruz y el abogado José Manuel Martes, por su posible participación en el hecho.

El juez, sin embargo rechazó la solicitud de declarar complejo el proceso, por entender carecía de objeto, en el sentido de que el Ministerio Público investigaba el caso desde marzo.

Antes de pronunciar su fallo, el magistrado Vargas explicaba que tomaba la medida partiendo de la gravedad del hecho, por tratarse de personas importantes tratando de usar documentos falsos, “que aunque parece simple, causó mucho daño”.

El grupo de estudiantes a través de la Funlifu se organizó y pagó para participar en el Modelo de las Naciones Unidas en Nueva York, pero fueron retenidos y deportados en el Aeropuerto John F. Kennedy por presuntas irregularidades para obtención del visado.
Según autoridades migratorias de los Estados Unidos, la carta de la Universidad Libanesa Americana, donde se invitaba a los jóvenes al evento, era falsa.

Durante la audiencia los afectados aseguraron recibir de la mano de Jorge Luis Taveras, la carta, que le permitió obtener el visado.

También indicaron que pagaron a este, a Zapata y Rivera montos que llegaban a 800 dólares para la participación en la feria, que según indicaron estos en su defensa, se utilizaban para el pin consular, llenado de formulario, hospedaje durante el encuentro, etc.
El juez entendió que la gravedad no era precisamente el dinero, sino el uso de los documentos; por eso insistió en audiencia en que las víctimas expresaran de quién recibieron la carta.

Yimi Zapata, por quien ha recibido mayor notoriedad el caso, debido a su liderazgo en la Universidad Autónoma de Santo Domingo a través de la FED, habló de sus inicios en la Asociación de Estudiantes en Baní y hasta donde ha llegado, siendo de estrato humilde, sostuvo a los fiscales que no es ningún delincuente y que su papel en la Funlifu era de entrenar a los jóvenes domingo tras domingo, para una exitosa participación en el modelo.

Dejar respuesta