Salida ahora de Hipólito Mejía genera conjeturas dentro y fuera del PRM

0
214

Santo Domingo.- La salida a escena del expresidente Hipólito Mejía como aspirante presidencial, en una coyuntura de incipiente protesta social, es vista por algunos sectores como un elemento que divide al principal partido de oposición y enfría los cañones contra el Gobierno.

En un año que ni siquiera es de precampaña interna, Mejía lleva dos domingos consecutivos haciendo pronunciamientos de campaña a favor de su proyecto presidencial y hasta portando gorras promocionales “H20” de sus aspiraciones políticas.

La dirección del PRM ha salido rápidamente a echarle agua al vino, al señalar que lo que se acordó en enero fue no realizar proselitismo político, pero cada dirigente y militante es libre de decir que aspira a cualquier posición dentro y fuera del partido.

Su “lanzamiento” es sorpresivo porque, para muchos, el exmandatario respaldaría a su hija como heredera y relevo político de su sector dentro del PRM, ya que Carolina Mejía recorrió el país como candidata vicepresidencial, dándose a conocer pro primera vez en el contacto directo con dirigentes y militantes del PRM, ya que siempre había ayudado a su padre desde la parte financiera y administrativa de la campaña, en su condición de economista.

¿Busca Hipólito Mejía preservar su espacio y desplazar a Luis Abinader del control del PRM? ¿Es un aliado estratégico del presidente Danilo Medina? Son algunas de las preguntas que surgen en algunos foros de discusión política.

“Tenemos problemas internos y externos, tenemos que estar siempre atentos para luchar contra la serpiente de la división”, fue la advertencia del presidente del PRM, Andrés Bautista, en la misa de conmemoración del segundo aniversario de ese partido.

La frase puede ser premonitoria, debido al historial de autoflagelación que tienen los antiguos dirigentes del Partido Revolucionario Dominicano (PRD).

Mejía ha sacado del inmovilismo a un Luis Abinader que tenía los motores apagados, pero que ahora fue sorprendido en pleno carnaval vegano cuando compartía ingenuamente con compañero de boleta de las elecciones del 2012.

Abinader ha evitado enfrentar directamente a Mejía, pero ya el exmandatario hizo una rabiosa defensa de su derecho a aspirar, al advertir que es uno de los principales accionistas del PRM.

Figura emocional

El politólogo Daniel Pou describe a Mejía como una figura empática y simpática, pero no es una persona con capacidad para asumir los niveles de envergadura que implica hoy en día el poder en República Dominicana.

“Hipólito es un hombre totalmente emocional”, argumentó.

Precisó que el escenario nacional es complicado y el internacional muy complejo, con grupos de poder que un gobierno de Mejía no estaría en capacidad de asumir.

Sobre Luis Abinader, entiende que “no es un líder, es una construcción mercadológica, no encarna el relevo en el PRM. Es una buena persona, tiene planteamientos interesantes y hoy intenta tener un discurso antisistémico cuando él es parte del propio sistema”.

Afirmó que Abinader no tiene la capacidad ni la voluntad política para producir los desplazamientos de los ejes y las transformaciones estructurales.

La opinión de un politólogo
La opinión de un politólogo

El politólogo Daniel Pou considera que el expresidente Hipólito Mejía es totalmente emocional, empático y simpático, pero no el indicado en esta coyuntura compleja, tanto nacional, como internacionalmente.

Dejar respuesta